Miles disfrutaron del concierto “El valor de nosotros”

SANTO DOMINGO. Una entusiasta multitud se dio cita el viernes a la Fortaleza Ozama, en el centro histórico de Santo Domingo, donde se deleitó con la exquisita calidad musical de un grupo de renombrados artistas en el espectáculo “El Valor de Nosotros”, organizado por el Ministerio de Cultura para celebrar el segundo año de gestión del presidente Danilo Medina. Entre las atracciones estuvieron la Orquesta Sinfónica Nacional, dirigida por el maestro José Antonio Molina, y el saxofonista cubano Paquito D’Rivera, quienes ofrecieron un concierto basado en composiciones populares dominicanas para orquestas sinfónicas. El segmento fue presentado por el director general del Teatro Nacional, Niní Cáffaro, quien valoró el significado de la presencia de la principal agrupación musical nacional y el jazzista D’Rivera, uno de los de más renombrados músicos latinoamericanos en el mundo. A la presentación de la Orquesta Sinfónica Nacional y D’Rivera le siguió la actuación de Sergio Vargas, quien narró la historia del merengue en un segmento musical en el que recreó la trayectoria de este ritmo desde su origen hasta la época actual. Tras la actuación de Vargas, subieron a escena Los Hermanos Rosario, quienes con su contagioso ritmo y vibrante histrionismo pusieron a bailar a los presentes. El cierre de la jornada musical concluyó con la presentación de La Gallera, una divertida propuesta musical dirigida por el maestro Jochi Sánchez, y que tiene como protagonistas a Johnny Ventura y Maridalia Hernández. “La Gallera” contiene un selecto repertorio musical que valora el merengue, destacando su origen. El público también disfrutó con el repertorio de canciones interpretadas por los integrantes del Coro Caribe, del Ministerio de Cultura.

Merengue poderoso

El merengue es un ritmo poderoso, a pesar de la falta de difusión en los últimos tiempos. Lo demuestra la convocatoria de multitudes que realiza en estos días el “Megamerengue tour”. El fin de semana no fue la excepción. A pesar de las lluvias que cayeron en la zona Este, Sergio Vargas, Johnny Ventura, Steffany Constanza y Rubby Pérez llenaron hoteles de Boca Chica y Las Terrenas (Samaná), donde las madrugadas del sábado y del domingo ellos protagonizaron dos grandes fiestas. “El merengue demostró que es el Merengue, que República Dominicana es una república merenguera, que es el país más alegre del planeta”, destacó el productor Luis Medrano al celebrar el éxito de la jornada musical. Turistas jóvenes y adultos dieron un respaldo masivo al evento en Be Live hotel Hamaca, de Boca Chica, y en Balcones del Atlántico, en Las Terrenas. El “Megamerengue World Tour” es un proyecto del Ministerio de Turismo, una idea de su incumbente Francisco Javier García y que cuenta con el apoyo del grupo de comunicaciones Corripio y su canal Telesistema 11. Esta plataforma de conciertos permite ver a populares merengueros en un mismo escenario. En Las Terrenas, muchos turistas no se resistieron al escuchar los primeros acordes y fueron contagiados con los diferentes colores musicales que plasmaron Johnny Ventura y Rubby Pérez. “La idea del ministro de turismo, Francisco Javier García, es que el merengue es una poderosa marca país, que nos identidad por todo el mundo, que esta es la república de la sonrisa, de la alegría, de la amabilidad y, sobre todo, un país que contagia con su música envolvente. El Ministro se ha sentido altamente satisfecho al ver los resultados de su idea de apoyar la música nacional y los hoteles en los distintos polos y destinos turísticos”, explicó Medrano. En Las Terrenas, la lluvia que duró más de dos horas sin cesar, no paró la fiesta. Aunque casi lo logra cuando recién comenzando su propuesta, Rubby se vio obligado a suspender “Perro ajeno” y regresar cuando el agua bajó su intensidad en la zona. En los Balcones del Atlántico nadie se movió y la mayoría de los presentes aguantó hasta las 4:00 de la madrugada cuando terminó la fiesta con Ventura en la pista. “El Caballo” demostró con sus años de éxitos y su carisma hechicero que está en un momento estelar de su carrera. Había que estar presente para palpar el fervor con el que la gente lo recibió en Las Terrenas y cómo Ventura se integró incluso bajando de la tarima con sus músicos a tocar en plena pista, mientras las mujeres se disputaban bailar con él. (+) SUS ORÍGENES EN LA MÚSICA Sergio Vargas impactó y alegró a los turistas con su actuación en el escenario de la discoteca del hotel Hamaca de Boca Chica. Con su característica manera de interactuar y cantar, “El Negrito de Villa” va recorriendo su carrera desde los años 80 hasta la época. Su pregunta clásica de qué quieren si una vieja o una nueva, la acompaña de inmediato de un acorde y viene la selección, que incluye lo mejor desde aquellos inolvidables “La quiero a morir” y “Si algún día la ves”. Rubby Pérez estrenó su tema “¿De qué te ríes?” y cantó “Tú vas a volar”, “Hipocresía”, “Tonto corazón”, “Perro ajeno”, “Volveré” y “Dame veneno”, “Cuando estés con él”, “El africano”, “La batidora” y otros temas. A “La voz más alta del merengue” se le veía empapada de agua y sudor, pero feliz de este encuentro en Las Terrenas. Steffany Constanza logró su segunda semana de tarima y poco a poco los aplausos le van indicando que va bien como nuevo talento del merengue. Por su voz y su desenvolvimiento recibió el aplauso de los presentes en Balcones del Atlántico.

Merengues sinfónicos

La noche del merengue sinfónico que protagonizaron José Antonio Molina, la Orquesta Sinfónica Nacional y Paquito D’Rivera, con obras del propio director, de su padre Papa Molina y de Bienvenido Bustamante, fueron un excelente marco para celebrar los 41 años del Teatro Nacional Eduardo Brito y los 60 en el arte de Paquito D’Rivera (ya que no puede celebrarlo en su Patria), porque aquí fue su primera presentación internacional, con apenas 6 años, con la orquesta del propio Papa Molina. Las “Tres imágenes folklóricas”, de Papa Molina se adentró en Los Congos de Villa Mella silueteando la procesión que anualmente se realiza en esa localidad. El segundo movimiento, La Muerte de Mandé, recordó el balsié y los bailes que le acompañan. Monte Adentro, el tercer movimiento, comenzó con la cuerdas exponiendo el tema y abriéndose hacia un grandioso, como la cúpula de una catedral, con el merengue como trasfondo esencial. Parece unir en el tiempo sonoridades de los años 50 -aires de jazz band en las maderas- con pasajes un poco más complejos sobre todo en las cuerdas, de acento más contemporáneo. José Antonio Molina dirigió su propia obra “Merengue-Fantasía”, escrita a los 25 años, y que mostró una fértil madurez, a partir de un leit motiv que va y regresa por la obra, y donde el ímpetu vanguardista, se va por caminos rurales con Los algodones, permite desestructurar lo que discurre y recomponer el motivo central, -lo rítmico es medular en la composición-hasta regalar en más de una ocasión una explosividad que pone en acción toda la orquesta y regala momentos de mucha belleza melódica y de profundo lirismo. El plato fuerte fue el “Concierto para Saxofón Alto y Orquesta”, de Bienvenido Bustamante. Paquito D’Rivera conoce muy bien la composición realizada para Tavito Vásquez, porque incluso la grabó, dirigido por el propio Molina. Tras el planteamiento por toda la orquesta que va disminuyendo su grosor, entra el saxo en el minuto y 46 segundos, para regalar un motivo que habrá de retomar hasta el final del primer movimiento. El segundo es lento, lo abre el saxo y lo entrega a las cuerdas a las maderas y toda la orquesta que va como despertando, del andante al allegro. El tercer movimiento, moderato, abre con la güira, luego entra la tambora, libre, hasta entregar el tema para que el saxo alto narre el motivo presentado por los instrumentos de viento. Ninguna orquesta del mundo interpreta este tema como la nuestra. Paquito le imprime su virtuosismo, pero con sentido de pertenencia. En el encore, Paquito improvisó con temas de Gillespie, y al final con toda la orquesta el Oblivion, de Astor Piazzolla. La OSN limpísima y efectiva. Felicidades.

El presidente lamenta la muerte del compositor Luis Pérez

SANTO DOMINGO. El presidente Danilo Medina expresó ayer sus condolencias a la familia del destacado músico y compositor dominicano Luis Pérez, quien falleciera ayer a la edad de 82 años. Mediante una carta dirigida a Rafael Pérez Saldaña, hijo del autor del famoso merengue “La Agarradera”, el Jefe de Estado manifestó que el deceso de Luis Pérez constituye una lamentable pérdida para la música popular dominicana. “Extienda, en nombre del Gobierno y en el mío propio, esta expresión de pesar a los demás hijos del fenecido, Mercedes, Rosa Bethania, Rosa Cecilia, Octavio y Luis Manuel, así como a los familiares afectados por tan sensible pérdida”, expresó el Presidente de la República. El cadaver de Luis Pérez fueron sepultados ayer en San Cristóbal. Había nacido en San Juan de la Maguana el 4 de diciembre de 1932, y desde joven se había establecido en San Cristóbal con su familia. Desde los siete años había comenzado a estudiar música y a los nueve ya pertenecía a la Banda de Música de San Juan de la Maguana. Luis Pérez estaba padeciendo problemas gastrointestinales y Alzheimer. Había sido internado en el Hospital de las Fuerzas Armadas, donde falleció.

Fefita celebrará su 50 aniversario en Nueva York

SANTO DOMINGO. La merenguera típica Fefita La Grande dijo estar ansiosa porque llegue el 30 de este mes para presentar su primer gran espectáculo de la gira que realizará por Estados Unidos, luego de 13 años sin haber podido pisar escenarios de la nación norteamericana. En el show para iniciar el tour estadounidense preparado por el empresario Vidal Cedeño, representante artístico de Fefita, ésta será acompañada por más de 10 artistas amigos para celebrar sus 50 años en la música. La Vieja Fefa se presentará en la referida fecha en el teatro United Palace del Alto Manhattan de Nueva York. Fefita dijo que lo que hizo en el espectáculo de Romeo Santos el pasado 11 de julio en el Yankee Stadium, donde se convirtió en la figura más impactante y aplaudida de los invitados del bachatero esa noche, es apenas una pequeña muestra de lo que ocurrirá con ella en el United Palace. “En el Yankee Stadium el espectáculo era de Romeo, ahora el espectáculo es mío en el United Palace, y ahí es que La Vieja Fefa va a demostrar todo lo que tiene para dar en una tarima”, declaró la emblemática merenguera. Sus invitados “Estoy ansiosa porque llegue ese día, porque va a ser el verdadero reencuentro mío con los dominicanos que residen en Estados Unidos, y en especial los de Nueva York, después de 13 años sin tener contacto con ellos”, expresó La Vieja Fefa, al tiempo de poner de relieve que tendrá como conductores del show a Raymond Pozo y Miguel Céspedes. De los comediantes, a quienes calificó de brillantes figuras del humor dominicano, dijo que está muy agradecida de que la acompañen. Raymond y Miguel debutaron recientemente en el popular programa “El vacilón de la Mañana”, de la emisora newyorquina La Mega.

El Merengue sale de viaje

Decenas de personas, dispuestas al goce, se acomodaron frente al Mar Caribe, en la playa de Juan Dolio, para disfrutar de cuatro horas de fiesta. Noche perfecta para amigos, enamorados y bailadores. Una gigante tarima del “Megamerengue tour” se sembró en las arenas del hotel Coral Costa Caribe. Allí comenzó el fin de semana uno de los mayores eventos en apoyo al merengue por el que se reclama tanto y que es parte de la identidad de República Dominicana. Hacía tiempo que el ritmo dominicano no era protagonista de una temporada de fiestas en distintos escenarios dominicanos. Sin necesidad de exponentes de otros ritmos de moda como la música urbana, la bachata o la salsa, un grupo de merengueros inició el fin de semana un periplo por playas y hoteles del país. El “Megamerengue tour” es la sombrilla que cobija una cartelera merenguera pocas veces vista en los escenarios dominicanos desde que mucha gente comenzó a decir que el ritmo dominicano estaba en crisis. La primera parada del evento, auspiciado por el Ministerio de Turismo y organizado por el empresario Luis Medrano, se registró la madrugada del domingo en el hotel Coral Costa Caribe, en Juan Dolio. Johnny Ventura, Fernando Villalona y Kinito Méndez fueron los protagonistas del primer concierto de la serie de “Megamerengue”. La lluvia amenazó con aguarle la fiesta, pero las piedras mágicas de Luis Medrano pararon la esperada inclemencia del tiempo. A los veteranos se unió un nuevo talento: Stefanny Constanza, quien es proyectada desde esta plataforma. Y demostró por que se ganó ser telonera de los veteranos. Si los factores que se necesitan en el negocio del espectáculo convergen en su destino, ella se convertirá en relevo femenino de Milly Quezada, Miriam Cruz y Juliana. Precisamente ella hizo varios temas ya conocidos en esas voces veteranas. “El Hombre Merengue” Kinito Méndez recurrió a su arsenal de éxitos que desde los años 90 resuenan en las pistas de los bailadores. “Hay un hoyo”, “El suá suá”, “Hay un loco”, “Cachamba”, “El tamarindo”, “Hony tú si Jony”, “A palo limpio” y “El bocinón” fueron desfilando en la entrega del “Hombre merengue”. Tampoco faltó su más reciente, “Lo botan por agarrao”. A más de un turista sacó a la pista y muchos dominicanos le hicieron coro. Incluso, tuvo tiempo para subir a tarima a varios jóvenes y a su amigo Ramón Glass, el merengue de más pegada en México y que llegó hasta Juan Dolio con su familia para disfrutar de sus colegas. Un caballo... En un rato le sucedió el Caballo Mayor Johnny Ventura, uno de los ejes centrales de la gira, al igual que Wilfrido Vargas. Ventura llegó a tarima cerca de las 2:00 de la madrugada del domingo. Nadie se iba. Cómo hacerlo cuando llegaba al escenario una leyenda, vida del merengue, un hombre que a sus 74 años es el mismo símbolo viviente de una música que es ADN de la patria. Para regocijo nacional, “El viejo está en la calle” y dispuesto a seguir durante siglos con sus nuevos temas y sus éxitos de siempre: “El Cuabero”, “Patacón pisao”, “¿Pitaste?”, “Matilda”, “El pingüino” y “Merenguero hasta la tambora”. El cierre le correspondió a Villalona, quien mantiene una magia tan enraizada que es difícil quedarse inerte ante sus temas, incluyendo su más nuevo: “Lo ajeno se respeta”, que canta con El Alfa. “Fue un evento calificado como un SuperMegaConcierto sin desperdicio, con un escenario y artistas de lujo, y con calidad que la multitud asistente jamás se le olvidará de esta gran noche tan electrizante y alegre con la música dominicana”, destacó Medrano. Luego agregó: “Se pudo comprobar que en el Mega Merengue World Star, niños, jóvenes y adultos buscaban la forma de esquivar la seguridad en pos de lograr una foto con los artistas, lo que demuestra la fuerza del ritmo nacional en todas las edades y clases sociales”. Los conciertos, gratis, continuarán el viernes 15 de agosto en el Be Live Hotel Hamaca, de Boca Chica, con Johnny Ventura, Sergio Vargas y Steffany Constanza; el sábado 16 en Balcones del Atlántico de Las Terrenas, Samaná, con Johnny Ventura, Rubby Pérez y Steffany Constanza; el sábado 23 en Puerto Plata Village de Playa Dorada, en Puerto Plata, con Wilfrido Vargas y Fernando Villalona, en el Be Live Hotel Punta Cana, en Punta Cana, con Wilfrido Vargas, Kinito Méndez, Steffany Constanza y Pochy y su Coco Band. Novel) Stefanny Constanza es una promesa del merengue. Aún no cumple sus 18 años y ya comienza a disfrutar de los aplausos. Su primera vez en escena fue en Santiago, Juan Dolio la segunda y pronto perderá la cuenta. Convencida) A muchos extrañará que una muchacha tan joven (la inocencia aún la tiene estampada en su rostro) se haya inclinado por el merengue. Stefanny Constanza dice convencida que le encanta y que lo prefiere por encima de los ritmos de moda.

El Festival del Merengue concitó un masivo apoyo

SANTO DOMINGO. Vinicio Franco y Frank Cruz, dos íconos del merengue, recibieron sus respectivos homenajes el pasado fin de semana durante la celebración del Festival del Merengue y Ritmos Caribeños en la Plaza Juan Barón. Los intérpretes celebraron el reconocimiento que recibieron de manos de Taty Olmos, viceministra de Turismo. “Agradecemos que nos tomen en cuenta y que se haga en evento del merengue”, comentó Cruz. La producción, responsabilidad de la empresa Brugal y con el patrocinio del Ministerio de Turismo, movió a miles de personas los días viernes y sábado. El Festival del Merengue y Ritmos Caribeños se inició el pasado viernes con la participación del Ballet Folklórico del Ministerio de Turismo, Krisspy, Miriam Cruz, Chimbala y Chiquito Team Band. Extranjeros y nacionales se dejaron llevar por la amplia propuesta musical de cada agrupación hasta pasada la medianoche. La tarima que sirvió de escenario contó con recursos visuales que acompañaron acertadamente la jornada musical, que tuvo como conductores a Carolyne Aquino y a Milton Cordero. Ambos exhibieron excelente dominio de la escena ante el público. Bertha por poco aborta el cierre Los efectos de la tormenta tropical Bertha por poco le dañan la fiesta a los organizadores la noche del pasado sábado. Aunque muy gris, fue casi a la medianoche cuando comenzó a llover. Algunos se marcharon, pero la multitud se mantuvo en la plaza. Tras la acertada actuación del Ballet Folklórico, subió a tarima Kinito Méndez. Su refranero popular conectó con la audiencia, pero no se dejó marear por eso, y le preguntó al público qué quería escuchar. Kinito tiene un amplio repertorio y sí que supo aprovecharlo. Tras bajar de la tarima en medio de los aplausos, los presentadores convocaron a escena a Sexappeal, quien le subió más la temperatura a la noche, que se debatía entre los vientos fríos y calientes que anticipaban la lluvia de Bertha. Sexappeal sí que se las trae en escena. Su experiencia y la combinación de los temas que le han dado fama, reafirmaron su conexión con la multitud. “Gracias por darme la oportunidad de regresar a este Festival del Merengue. Gracias a Dios por el público que tengo”, proclamó al saludar a los presentes. Rumbo a la medianoche ya el alcohol había hecho lo suyo en la multitud y en los que ocupaban el área VIP. El coro acompañó a Sexappeal hasta que bajó. Los ajustes técnicos no fueron un trauma para cada grupo. Eso evitó retrasos y la producción sacó buenas notas. Unos que otros temas colocados por un Dj’s. De inmediato apareció en escena Mozart La Para. El popular intérprete y autor de música urbana se adueñó del público. En medio de su actuación arrancó la lluvia y no paró, pero los “mozaristas” o seguidores, se quedaron ahí. Unos se refugiaban en los pocos espacios para protegerse, sin embargo, los que estaban entregados a lo noche se vacilaron el resto de su show. Los Hermanos Rosario, liderados por Rafa Rosario, llegaron con su “swing”. La primera canción fue junto a Mozart La Para. Lo mejor del repertorio de Los Rosario retumbó en la Plaza Juan Barón y lugares aledaños. El cierre no pudo tener a mejores protagonistas. El Festival va ahora a Puerto Plata y a Bávaro, dos ciudades turísticas.

 
Design by Free WordPress Themes | Bloggerized by Lasantha - Premium Blogger Themes | Facebook Themes