#navbar-iframe { height:0px; display:none; visibility:hidden; }

Dos gigantes en Perú

Dos gigantes de la música latina protagonizaron aquí un encuentro histórico. Juan Luis Guerra y Marc Anthony unieron sus talentos en un mismo escenario, “fundiendo” los ritmos de la salsa, el merengue, el son y la bachata ante la complicidad de unos cuarenta mil peruanos. La noche del pasado miércoles, en el Estadio Nacional de Lima, Juan Luis y Marc Anthony iniciaron la gira “Gigante 2” que organiza Cárdenas Marketing Network y que continuará por otros países del continente. Los artistas cantaron juntos por primera vez, en un mismo escenario. Durante la actuación de Marc Anthony, el dominicano apareció sorpresivamente para interpretar a dúo la salsa “Tu amor me hace bien”, y cuando le tocó a él, el boricua llegó al escenario para cantar juntos el merengue “Visa para un sueño”. Momentos inolvidables para los afortunados que pudieron presenciar este junte. El concierto inició a las 9:30 p.m. y el salsero puertorriqueño fue el primero en subir al escenario. Como sabe hacerlo en tarima, solo necesitó de su presencia para alborotar a los presentes. En la tarima se movía de un lado para otro y cantaba con toda su energía sus mejores temas, entre ellos su nuevo éxito “Flor pálida”. Otros como “Hasta ayer”, “Vivir mi vida”, “Cambio de piel”, “Contra la corriente” , “Vivir lo nuestro” y hasta un popurrí de baladas que incluyó “Ahora quién” y “Cómo es él”. El artista puertorriqueño tuvo una participación de hora y media y se despidió dejando al público en total algarabía. A son de Guerra Solo pasaron unos minutos cuando Juan Luis se hacía dueño de la noche y de una masa que no paró de corear y aplaudir sus canciones. El cantautor llevó al público por un recorrido de los contagiosos ritmos merengue, son y bachata. Su presentación fue una sola fiesta en la que la gente se bailó y se gozó todas sus interpretaciones, y disfrutó de una excelente banda musical en la que sus integrantes pudieron exhibir sus talentos. Él presentó parte de su legendario repertorio, que incluyó los temas “Como yo”, “La llave de mi corazón”, “Bachata rosa”, “A pedir su mano”, “Son al Rey”, “El costo de la vida” y “Ojala que llueva café”. “Gracias Perú. La gente de Perú es muy buena como el ceviche y la lúcuma (fruta natural de ese país)”, dijo el artista al saludar al público. “La que estaba pensada como la mejor noche de rumba latina del año, se convirtió en la mejor noche de la vida de muchas de las personas que fueron parte del majestuoso duelo de dos gigantes de la salsa y la bachata”, destacó la periodista Paola Guerra Valderrama en el portal peru.com.