#navbar-iframe { height:0px; display:none; visibility:hidden; }

Talento criollo brillará en ‘Mi música es mi bandera’

Santo Domingo.-La bandera dominicana será puesta en alto en los Estados Unidos en abril, cuando un grupo de artistas dominicanos del merengue y la bachata suba a distintos escenarios estadounidenses con el espectáculo “Mi música es mi bandera”. Franklin Morillo, de Eme productions, indicó que será un espectáculo internacional, con una súper producción que está preparando Chiqui Haddad y música del maestro Dioni Fernández, con coreografía de Patria Ascuasiati, quien tuvo a su cargo el guión del espectáculo. Artistas Durante tres noches estarán en escena Miriam Cruz, Héctor Acosta, “El Prodigio”, Johnny Ventura y Frank Reyes, bajo la dirección musical del maestro Dioni Fernández, con la producción artística de Chiqui Hadad y la animación de Fréderick Martínez (El Pachá) y Michael Miguel Holguín, quienes animarán juntos por primera vez. Se presentará el 11 de abril en el Ritz Center de New Jersey; al día siguiente en el United Palace de New York y el 13 de abril en Boston, con los auspicios del Ministerio de Turismo. Chiqui Haddad manifestó que la motivación del evento es decir al mundo lo orgulloso que nos sentimos de ritmos como la bachata y el merengue, que están en su mejor momento en Estados Unidos, internacionalizados por artistas como Juan Luis Guerra. Familiar “Mi música es mi bandera” es un espectáculo para toda la familia, pensando en el dominicano que ha emigrado, pero que de otra forma se mantiene conectado con República Dominicana, en el que se resalta la dominicanidad”, indicó Haddad. La producción general del evento está a cargo de la empresa Eme Productions. “Será un evento cargado de luces, sonidos y coreografía, realizado para la diáspora dominicana y el mundo en una serie de conciertos de mucha calidad, iniciando con presentaciones en Estados Unidos”, dijo Elvis Morillo, productor general del evento. Este show movilizará un elenco de 120 dominicanos, repartidos entre músicos, bailarines, técnicos, producción y logística, en lo que será la más importante propuesta artística dominicana, convertida en un espectáculo inolvidable para quienes residen en el exterior.